viernes, 1 de febrero de 2008

URIEL















Un año cumples ya, sobrino mío,
y tu tío padrino está feliz,
no importa que le aprietes la nariz
y te hable como un pato con resfrío.

A todo dices sí con la cabeza,
para ti no hay ninguna negativa,
cualquier descubrimiento te motiva,
¡Oh, gran descubridor de la simpleza...!

¿Dónde está Uriel?- pregunto, y enseguida
con tus manitas cubres tu carita
dejando un ojo espía descubierto.

Sobrino, un año cumples ya de vida
y al verte me parece que es mentira...
¡Pero eres increíblemente cierto...!


8 comentarios:

pepsi dijo...

Hola Estoico!

Me ha encantado leer esta joyita para tu sobrino. Y es que yo también voy a ser tia! jajaja
Estoy emocionada con la idea.

besos, volveré a leer más en tu blog. Está muy bien,
pepsi

Vivian dijo...

Luisssssss
¿Dónde estás que no te veo?...¿Y la cajita? Ya verás, mañana con tiempo haré que la tengas..jijiji. Se me iluminó la lamparita plumífera.
Me voy que tengo sueño, es hora de subir al árbol. Cariños.

estoico dijo...

Hola Pepsi:

Bueno, ya verás qué alegría enorme te dará eso.
Estoy chochísimo con mi sobrino, que me encanta.
Gracias, Pepsi, por pasar.
Un beso.

estoico dijo...

Hola Vivian....!!!

Jajajaja.
¡Qué caso...!
Pero déjalo, mujer...
Justo ahora que me voy de vacaciones... jajaja.
Bueno, nos vemos.
Chau, y besos.

Yasmina dijo...

Hola Luís!

Bueno, para que yo fuera tia mi hemrnaa debería de tener un hijo y somos jemelas así que con 19 años un hijo...como que no, jejej, pero tu poema muestra el cariño que se siente a un familiar, y lo bien que nos hace sentir la inocencia en nuestras manos. Un beso.

estoico dijo...

Así es, Yasmina, pues este niño me ha dado una felicidad comparable a tener un hijo propio... Lo quiero mucho y él también me quiere.
Gracias por pasar,
Un beso

La dijo...

Ho,a estoico, te cuento que mi nieta se llama así.

estoico dijo...

Hola, La...!

No sabía que Uriel fuera un nombre aplicable a los dos géneros.
De todas maneras, seguramente será una buena nieta como mi ahijado lo es.
Recibe de mi parte un saludo cordial.