miércoles, 3 de febrero de 2010

NI SU NOMBRE SÉ (Tridécima a dos rimas o Tridécima estoica)


Ni su nombre sé siquiera,
pero cada vez que pasa
por mi alma toda traspasa
un aire de primavera;
y, herido de esta manera
por la pasión que me abrasa,
siento que pronto tuviera
el fin de una pobre brasa.
¿Y si ella esto descubriera
acaso lo comprendiera?
Sólo sé que cuando pasa
mi alma la lleva a su casa…
¡sin que su nombre supiera…!























El presente poema se halla compuesto en lo que denomino tridécima a dos rimas o tridécima estoica, la que puede construirse en las siguientes posibilidades rítmicas:abbababababba, abbabbabbabba, abaabababaaba, abaabbabbaaba, abbaababaabba, etc., pudiendo ser los versos tanto de arte menor como mayor.

Aunque no lo considero imprescindible, sugiero que el último verso coincida más o menos con el enunciado del primero o, en todo caso, con su palabra final.

6 comentarios:

Gustavo Pertierra dijo...

Esto si que es novedoso, ya tienes tu propia estrofa y que bien la has "rellenado"!!!
Me has hecho recordar a las palábras finales de Adso de melk en la novela "El nombre de la rosa", donde luego de conocer el amor con un chica del pueblo cercano al monasterio esta es incinerada por hereje y el que la había amado , ni siquiera supo su nombre.
Ha sido un verdadero gusto ereencontrarme con tu poesía
Un fuerte abrazo , amigo mio

estoico dijo...

Hola, Gus...!
Muchas gracias, mi querido amigo, por pasar por esta nueva estrofa, la que espero que me traiga suerte a pesar de la cantidad de sus versos... jajaja!
Recibe un fuerte y afectuoso abrazo, amigo mío.

María Susana dijo...

muy bueno amigo ,como estás Luis paso a dejarte un beso y como siempre a decirte bellos versos!!

estoico dijo...

Muchas gracias, estimada María Su...!
Siempre es un gusto tu paso por mis letras.
Recibe mis cariños enormes de siempre.

Yasmina dijo...

Luís luís luís....

Que pensamiento tienes con esa chiquilla que hasta a su casa tu quieres ir? jajaja.

Me gusta mucho, me resulta diferente a los otros que estoy acostumbrado a leerte.

Besitos.

estoico dijo...

Jajaja!
Pues, mira, se trata de una tridécima a dos rimas; no de un clásico soneto que estás acostumbrada a leerme.
Me alegra que te haya gustado.
Cariños, amiga mía.